Ideas para la pintura de la habitación infantil

5 Comentarios

habitacion_mural_arco_iris.jpg

La decoración de la habitación infantil nos permite usar nuestra imaginación como casi ninguna otra estancia de la casa. Sin embargo, a veces es díficil decidirse, debido a la cantidad de opciones que ofrece el mercado.

¿Es mejor utilizar vinilos, pegatinas, hacer una pintura mural? ¿Qué motivos elegir? Aquí te propongo algunos consejos básicos y algunos ejemplos, para hacer de la habitación de tu hijo un lugar mágico.

Para los colores de las paredes se están abandonando cada vez más los tradicionales azul y rosa, apostando por colores como el amarillo, el beige o el lila. Para los bebés, se recomiendan colores suaves, que les den tranquilidad.

Para niños algo mayores se llevan los colores más fuertes, apostando por el contraste (una pared de un color intenso y el resto de las paredes con tonos claros).

habitacion_infantil_color_morado.jpg

Además, ten en cuenta que no hay que olvidar el techo, ya que los bebés se pasan buena parte del día tumbado hacía arriba. Es recomendable pintarlo de un color diferente al resto de la habitación, y tal vez adornarlo con estrellas, nubes o cualquier otra imagen.

En cuanto a los motivos… lo importante es ser creativo y buscar dibujos que atraigan la atención del niño y que creen un mundo propio dentro de su habitación. Últimamente gozan de mucho éxito los animales de la selva, el bosque, el castillo medieval y los planetas y cohetes, ya que favorecen que el niño juegue con ese entorno. También personajes de Disney, de Winnie de Pooh o de otros dibujos infantiles.

dibujosselva.jpg

Escoger una pegatina o un vinilo puede ser un acierto, ya que son fáciles de poner y quitar, y facilitan el cambiar la decoración de la habitación a medida que crece el niño. En Caselio tienen pegatinas tan chulas como esta:

castillito_caselio.jpg

También me gustan mucho los vinilos de Lili Pouce, especialmente para la habitación de bebés:

Jirafa_Lili_Pouce.jpg

Otra buena idea es pintar un mural en la habitación del niño, ya que a la hora de elegir el diseño la imaginación será tu único límite. Puedes hacerlo tú mismo o contratar a un profesional.

Lo que no se recomienda es utilizar papel mientras los niños son pequeños, ya que pueden destrozarlo fácilmente, romperlo, quitarlo, ¡e incluso comerlo!

Algo que me encanta es poner una pizarra gigante en una de las paredes de la habitación, de modo que el niño pueda hacer sus propios dibujos para decorar su habitación. En Cuarto Color las podéis conseguir en diferentes tonos:

pizarra03.jpg

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>