Dormitorio en blanco, negro y madera

0 Comentarios

Dormitorio de madera

Un dormitorio en blanco, negro y madera suele ser una buena idea. La sofisticación minimalista del combo blanco-negro se matiza con la calidez de la madera (y mejor si es clarita). Un claro ejemplo lo vemos en el dormitorio de portada, que me encanta.

Aunque debo ser sincera, este dormitorio se saca partido no solo por el uso de los colores, sino también por la sensación de artística tranquilidad que transmite a través de todas las elecciones de su decoración.

¿Quieres saber más sobre este dormitorio en blanco, negro y madera?

El uso de fotografías de diferentes tamaños en el dormitorio le da un aire intelectual a la estancia, y al mantenerse en estricto blanco y negro evita la saturación que podrían transmitir fotos en colores. Además, las fotos grandes se ven realzadas por marcos que se apoyan informalmente sobre la pared. En cuanto a las fotos personales de la pared, se disponen libremente lo que acentúa la sensación de que estamos ante un espacio personal.

Los cojines por el suelo, junto a revistas y la cama baja, casi a ras de suelo (pero con una práctica estructura de madera), convierten la habitación en un lugar concebido totalmente para el relax (como un dormitorio debe ser), y la libertad que ya encontramos en la disposición de las fotos también la encontramos en la elección de los muebles, que resultan multi-función (así, por ejemplo, la mesilla es en realidad una banqueta).

En cuanto a los textiles, que recorren la gama de gris, aportan sobriedad y contención. Otro punto fuerte del dormitorio es la iluminación, con una entrada de luz enorme a través de un gran ventanal, pero eso será más difícil de reproducir en casa.

¿Te gusta este dormitorio en blanco, negro y madera?

Foto vía: BBB

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *